miércoles, 15 de noviembre de 2017

Juanma Agulles: La destrucción de la ciudad. Por Miguel Juárez Gallego

Agulles, Juanma: La destrucción de la ciudad. El mundo urbano en la culminación de los tiempos modernos. Los Libros de la Catarata, Madrid, 2017. 126 páginas. Comentario realizado por Miguel Juárez Gallego.

“En la culminación del mundo urbano las ciudades son cadáveres con una salud de hierro. Sus defensores las han dado ya por perdidas y sus detractores no son capaces de concebir un mundo en el que ya no sean necesarias. Unos las aman porque les permite no necesitarlas, y otros las necesitan para poder combatirlas”. 

Juanma Agulles, alicantino, es doctor en Sociología y ha ejercido la docencia en las universidades de Alicante, Murcia y La Rioja. Actualmente trabaja en un centro para personas sin hogar. En sus trabajos y publicaciones ha puesto en cuestión las ideas de progreso tecnológico, la viabilidad de la sociedad urbana y la capacidad de los movimientos políticos contemporáneos para revertir el curso desastroso de la sociedad industrial. Ha participado y participa en diversos proyectos de difusión de pensamiento crítico y ha colaborado y colabora con movimientos en defensa del territorio. Es miembro del Colectivo Cul de Sac, que edita la revista del mismo nombre, y participa con sus artículos en distintas publicaciones del medio libertario y antidesarrollista. Una mayor información sobre el autor y sus actividades de “compromiso sociopolítico” pueden verse entrando en la página web del citado colectivo.

En este libro, el autor refleja claramente su pensamiento crítico con las ideas de progreso tecnológico y la viabilidad de la sociedad urbana, mostrándose defensor del territorio. Así lo pone claramente de manifiesto en la contraportada al preguntarse: ¿podemos seguir llamando ciudades a lo construido durante los dos últimos siglos de industrialización? Hoy megalópolis y tecnópolis proliferan en nuestro mundo, borrando los límites internos y externos sobre los que históricamente se ha construido la ciudad. Junto a la multiplicación de infraestructuras urbanas de transporte, energía o telecomunicaciones, megatugurios, slums, campos de refugiados, poblados de chabolas, “ciudades rodantes” (de caravanas), y otros asentamientos precarios y provisionales han terminado por convertirse en las construcciones más generalizadas de nuestra era industrial. Una expansión que, aunque ha urbanizado una gran parte del planeta, bajo la praxis indeclinable del crecimiento económico, está haciendo desaparecer la ciudad como elemento histórico y como forma de construir el espacio social, del que tanto hablara Raymond Ledrut. Esta realidad urbana no ha hecho más que agravarse en un contexto tecnológico que dista mucho de la primera urbanización europea y en un capitalismo global que requiere combustibles fósiles no renovables para mantener su crecimiento. Como mantiene su autor, “el modo de vida urbano se convierte hoy en la utopía realizada de la industrialización”. Para tomar forma, ha necesitado destruir tanto el mundo rural como las ciudades que florecieron a lo largo de la historia humana. Y, por raro que parezca, muchos urbanistas soñaron con un mundo sin ciudades. 

En definitiva, Juanma Agulles plantea un recorrido por las diferentes formas que ha adoptado la destrucción de la ciudad a través de sus planes urbanísticos y arquitectónicos, al tiempo que, en su último capítulo, hace una reflexión sobre las posibilidades de salir de “la ciudad sin límites”. Recomiendo la lectura reposada de este trabajo que ha sido galardonado con el III Premio Catarata de Ensayo, el 5 de octubre de 2016.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...